Galería

Elecciones Generales: Opciones de Voto #20N


ELECCIONES GENERALES
El que manda, manda, aunque mande mal o ¿qué alternativas tenemos?

¿Os acordáis de aquellos mensajes en contra de los privilegios de la clase política en nuestro país, que de repente llegaban de todas partes, que llenaban la bandeja de entrada de nuestros correos electrónicos y los panfletos de los indignados que tomaron la calle?
Nos preguntaban, por ejemplo, por qué los diputados pueden optar a la jubilación con solo 7 años trabajados, por qué sus retenciones son de un 4,5% solamente, por qué sus pensiones pueden superar los 74.000 € anuales o por qué teníamos que pagar las vacaciones de nuestro presidente. Parecía que la mayoría de los ciudadanos estaban indignados, parecía que incluso estaban dispuestos a tomar la calle, parecía que por fin algo tenía que cambiar.

Ahora, pocos meses después, los mensajes electrónicos han cesado de llegar y pocos indignados siguen manifestándose en la calle. ¿Qué ha quedado de este espíritu revolucionario que parecía abarcar a todo el país? ¿A dónde han llegado nuestras quejas?
Estamos ante las próximas elecciones generales y de nuevo se nos pide que ejerzamos nuestro derecho ciudadano a la participación política y que concedamos nuestro voto – ¿pero a quién? ¿De verdad estamos cansados de tanta corrupción, de tantos privilegios de la clase política, de tan poca pluralidad democrática, de tantos recortes sociales o de nuevos rescates a los bancos? ¿De verdad queremos actuar en consecuencia con nuestras quejas para que no se conviertan en humo que el viento se llevó? ¿O queremos mantener la filosofía del quien manda, manda, aunque mande mal?
Si esa filosofía, que sustenta al bipartidismo, no nos convence, ¿qué alternativas tenemos?

Voto a otros partidos: Significa abrir el parlamento a otras voces, a otras propuestas, un parlamento más plural que es un reflejo de una democracia más saludable. Existen más que 3000 partidos registrados en España y sólo votamos a dos, y ¿por qué? ¿Por qué creemos en sus programas electorales? ¿Por qué son los que mejor nos representan? ¿O por qué pensamos que las minorías no tienen posibilidades de entrar en el parlamento? Además, muchos partidos minoritarios llevan en sus programas el cambio en la Ley Electoral, tan esencial para lograr una democracia real.

La abstención (no acudir a las urnas): Votar es un derecho, no un deber y por tanto la abstención es igualmente un derecho. Una abstención alta, del 50% por ejemplo, no cambiaría los resultados, ya que el otro 50% que sí ha votado, decidirá el futuro parlamento. La abstención no repercute en el reparto de escaños, pero la mayor o menor participación hace que el porcentaje de votos mínimos para entrar en el reparto suba o baje. Un aumento de la abstención hace que los partidos tengan que conseguir menos votos para entrar en el parlamento y eso de alguna manera favorece a los partidos minoritarios. Además, si no te convencen las reglas de un juego, ¿por qué jugar? Cuánto más aumenta la abstención, más les demostramos que no nos gustan sus reglas, o incluso sus juegos y que otra forma de jugar es posible.

Voto nulo (votar con papeleta no oficial o sin sobre, con sobre con dos papeletas de distinta candidatura o con papeletas tachadas o modificadas): Es un voto no válido y tampoco influye en el reparto, por tanto, como en el caso de la abstención, puede hacer algo más fácil para los minoritarios entrar en el parlamento.
Voto en blanco (votar sin introducir papeleta o sin marcar): Aunque no se suma a ninguna candidatura, sí es un voto válido y se tiene en cuenta en el reparto. Los votos en blanco sí elevan la barrera electoral, es decir, ponen más difícil la entrada en el parlamento a los partidos pequeños.

Para ilustrar los tres casos anteriores veamos un ejemplo: Si de 1000 electores votan los 1000, aunque 200 voten en blanco, un partido necesitaría 30 votos para superar la barrera electoral. Si esos 200 en votos en blanco se convierten en 100 abstenciones y 100 votos nulos la barrera se rebaja a 24 votos.

Para el reparto de escaños, se utilizan los votos válidos incluidos los votos en blanco y se porcentúan. Las candidaturas con un porcentaje de voto inferior al 3% quedan excluidas en el reparto.

POR UNA DEMOCRACIA REAL YA

Documento creado por la Asamblea de Matarraña (Teruel)

elecciones generales (con dibujitos) A4 v1

Más información: http://informacionacampadasol.blogspot.com/p/elecciones-generales-20-n.html

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *