Galería

Por qué la huelga CNT Enseñanza

Por qué la huelga CNT Enseñanza
Acude a la Asamblea del profesorado de la Enseñanza Pública de la
Comunidad de Madrid : 31 de agosto a las 11 horas en el Salón de Actos del
sindicato subvencionado Comisiones Obreras (C/ Lope de Vega, 40).Ante la cercanía del inicio de curso y con la asamblea del 31 de agosto a
la vuelta de la esquina, vemos necesaria una reflexión sobre las distintas
vías de lucha que se abren ante los brutales recortes que la Comunidad de
Madrid ha realizado contra los trabajadores y estudiantes de la enseñanza
pública madrileña.
En comunicados anteriores hemos explicado de forma breve, dejando a un
lado detalles importantes, en qué consisten los recortes que suprimen miles
de puestos de trabajo y cómo afectan a trabajadores, estudiantes y, por
tanto, a las familias de estos.Ahora queremos detenernos en una serie de aspectos sobre las propuestas
que se oyeron en la última asamblea y antes las cuales queremos mostrar
nuestra postura:

1. ¿Por qué la huelga?
Nuestro posicionamiento ante este punto es claro. Los golpes asestados por
la consejería tienen tal fuerza, que sólo pueden ser contestados con una
acción proporcionada que debe ser la herramienta más contundente de la que
disponemos los trabajadores, la huelga. Concentraciones, caceroladas,
pancartas, camisetas, son medios de difusión de la lucha, un complemento,
pero la historia nos demuestra que las luchas obreras se han ganado con
algo más que estas acciones.

Para que la huelga sea efectiva debe ser indefinida y no detenerse salvo
que se retiren las medidas llevadas a cabo por la consejería en las últimas
instrucciones del pasado mes de julio. Las movilizaciones deben comenzar
con toda la fuerza de la que dispongamos pues comenzar a medio gas
transmitiría una tibieza que inevitablemente nos empaparía de pesimismo, el
peor de nuestros enemigos.

2. ¿Cómo debe ser la huelga?
La huelga sólo puede llevarnos a la consecución de nuestros objetivos si
es asamblearia. Todo proyecto es más ilusionante si es dirigido por sus
protagonistas. Una huelga en la que los protagonistas dejaran las
decisiones en intermediarios nos restaría potencial y convertiría a los
intermediarios en políticos, que la experiencia nos dice que sólo sirven a
intereses ajenos a los de los trabajadores.

Además debemos acabar con el estúpido corporativismo que caracteriza a
nuestro sector como a la mayoría de los sectores laborales y, por esto, es
necesario lanzar una huelga de toda la enseñanza pública madrileña.

3. ¿Qué armas tenemos?
Nuestro mejor arma es la acción directa y la solidaridad. La acción
directa es el principio por el cual debemos tomar el protagonismo de toda
lucha con nuestros propios medios. Nuestras manos y nuestra inteligencia es
nuestra. Esta perogrullada es fundamental porque no debemos esperar (y
depender) que políticos, medios de comunicación, o quienes sean, se
conviertan en portavoces de nuestra lucha pues sus intereses sólo
circunstancialmente pueden coincidir con los nuestros. Tomar la calle con
nuestras proclamas, con nuestros panfletos, pancartas, volatinas, etc. es
nuestra misión.

La solidaridad debe servir como instrumento de cooperación para romper el
aislamiento y el miedo, elementos que siempre usarán contra esta lucha no
sólo legítima sino imprescindible.

4. Pero… ellos son fuertes y nosotros/as…
Es cierto que el gobierno regional tiene de su parte a las capas más
conservadoras de la Comunidad de Madrid, a muchos medios de comunicación,
la TDT Party que se lanzarán contra nuestra lucha para criminalizarla y
desprestigiarla de la manera más ruin y que nos harán dudar en muchos
momentos de nuestras posibilidades.

Es verdad y por eso nosotros debemos no quedarnos sentados a ver qué pasa
con nuestra lucha, sino que tenemos que protagonizar una lucha ejemplar
llevando la información a las familias de los alumnos y cualquiera de ser
susceptible de convertirse en un apoyo solidario: buzoneando panfletos,
repartiendo a la salida del metro y la renfe volatinas, colgando pancartas
de balcones, puentes, abriendo blogs de apoyo a nuestra lucha, vertiendo
nuestro apoyo en foros y formando grupos de apoyo a la huelga, piquetes
informativos, etc.

5. ¿Y el dinero?
Ante las tibias movilizaciones de los sindicatos subvencionados por los
durísimos recortes que hemos sufrido los trabajadores en los últimos años
(por parte de los títeres del gran capitalismo internacional llámese
gobierno estatal del PSOE o regional del PP), hemos escuchado a muchos
compañeros decir que en una huelga se pierde dinero o que una huelga ahorra
dinero a la consejería. Algunos de esos compañeros que no hicieron huelga
nunca volverán a trabajar en la enseñanza pública (salvo que ganemos esta
lucha) por ser interinos. Otros lo harán en condiciones lamentables y más
pronto que tarde les tocará a ellos. Pan para hoy, hambre para mañana. La
lucha por la dignidad tiene un coste, miles de trabajadores sufrieron
cárcel y muchos murieron para lograr la jornada de ocho horas, pero
repetimos: la dignidad como clase y el respeto como trabajadores se
consigue luchando. Para lo demás esta la solidaridad.

El Sindicato de Enseñanza e Intervención Social de CNT-AIT Madrid hace un
llamamiento a todos/as los/as trabajadores/as y estudiantes simpatizantes y
solidarios para que hagan suya esta lucha que debe empezar a tomar forma en
la asamblea del 31 de agosto. Por último, queremos señalar que nuestro
sindicato no olvida con esta lucha sus fines y, por eso, queremos decir que
las políticas neoliberales y sus fórmulas de privatización son sólo una
parte del gran problema que es el capitalismo. Por esto queremos señalar
que una huelga asamblearia y sostenida sobre la acción directa es la mejor
reafirmación de la creencia en un sistema escolar sostenido
asambleariamente y autogestionado camino de la nueva sociedad que queremos
construir sobre esos principios.

¡Viva la huelga!

Sindicato de Enseñanza e Intervención Social de CNT-AIT Madrid


Sindicato de Enseñanza e Intervención Social
CNT-AIT Madrid
http://ensemad.cnt.es

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *